Saltar al contenido

Análisis del televisión Hisense A6G 4K HDR (55A6G)

1634482849 Analisis del televisor Hisense A6G 4K HDR 55A6G
RebajasTOP. 1

LAS MEJORES OFERTAS DEL DÍA

Revisión de un minuto

Con la serie A6G, Hisense ha hecho lo tradicional de «Hisense» de ofrecer un televisión grande bien detallado por poquísimo dinero. HDR10 + y Dolby Visión HDR? ¿Acción HDMI dos.1 y eARC? ¿Control de voz medio aceptable y también interfaz de TV inteligente? A este costo, Hisense, nos echas a perder.

Bueno, hasta determinado punto. Las imágenes nativas 4K que el A6G es capaz de ofrecer tienen claras ventajas, y tampoco es el peor escalador de contenido Full HD que hayas visto. Aun es decentemente veloz como un monitor de juegos.

No obstante, no es tan refulgente o bien obscura como una imagen que sirve, y asimismo es bastante plana y 2D. Tampoco es nada cómodo escalar adecuadamente el contenido de baja resolución, y cuanto menos afirmes sobre el sonido, mejor.

Nada de esto de forma automática hace que el Hisense A6G tenga una mala relación calidad precio, como es natural. Mas se precisan más disculpas que muchos de los televisores Hisense que hemos visto últimamente.

  • Hisense 55A6G en Best Buy por € trescientos noventa y nueve.99

Precios y disponibilidad

  • Nuevo para 2021
  • Disponible en EE. UU. Y Reino Unido
  • Relativamente accesible conforme la mayor parte de los estándares

El Hisense A6G es una parte de la compilación Hisense TV dos mil veintiuno y ya está en venta. En el R. Unido, el cincuenta y cinco pulgadas que probamos acá está libre por cerca de € cuatrocientos veintinueve, si bien asimismo se puede adquirir en versiones de cuarenta y tres pulgadas (€ trescientos veintinueve), cincuenta pulgadas (€ trescientos noventa y nueve) y sesenta y cinco pulgadas (€ quinientos cuarenta y nueve). Hay un modelo de setenta y cinco pulgadas que se espera de un día para otro, mas todavía debemos oír información sobre costos a este respecto.

En los USA, los costos son todavía más agresivos: la versión de cuarenta y tres pulgadas cuesta € trescientos nueve, al tiempo que la de cincuenta pulgadas cuesta € trescientos setenta y nueve y esa de cincuenta y cinco pulgadas le va a costar € cuatrocientos veintinueve. El modelo de sesenta y cinco pulgadas cuesta € quinientos nueve y el gran de setenta y cinco pulgadas solo cuesta € setecientos ochenta y nueve.

En Australia, mientras, no hay confirmación de que el A6G esté libre. No obstante, el Hisense A7G está en venta y añade una entendimiento de las bandas sonoras de Dolby Atmos a una hoja de especificaciones que, en cuanto al resto, es idéntica a la del A6G. La gama A7G cuesta AU € ochocientos noventa y nueve (cuarenta y tres pulgadas), AU € novecientos noventa y nueve (cincuenta pulgadas), AU € uno con noventa y nueve (cincuenta y cinco pulgadas), AU € uno con cuatrocientos noventa y nueve (sesenta y cinco pulgadas) y AU € dos,299 (setenta y cinco pulgadas). Los maximalistas australianos van a estar felices de saber que tienen una versión de ochenta y cinco pulgadas por AU € tres mil cuatrocientos noventa y nueve.

Diseño

  • Marco substancialmente profundo
  • Compatibilidad total con HDR
  • Algunas peculiaridades de HDMI dos.1

Especificaciones de Hisense A6G

Hisense A6G

(Crédito de la imagen: Hisense)

Tamaños de pantalla (pulgadas): cuarenta y tres, cincuenta, cincuenta y cinco, sesenta y cinco, 75
Sintonizador: DVB-T, T2-HD
4K: sí
HDR: HLG, HDR10, HDR10 +, Dolby Vision
Tecnología de panel: LED
Smart TV: VIDAA
Dimensiones (Al x An x Pr, mm): setecientos once x mil doscientos treinta y dos x 74
Peso (kg): 11,3
Entradas: HDMI x dos, USB x dos, Ethernet, ranura CI, RF y antena satelital, wifi, Bluetooth

Es infrecuente hallar una desviación de la idea admitida de «diseño» tratándose de televisores, y esto se duplica cuando el televisión en cuestión tiene un costo tan violento como el Hisense A6G. De ello se infiere que este televisión se semeja de forma tranquilizadora a un televisión, sin motivos gratis para ser visto.

La predisposición de la luz de fondo directa (que Hisense llama «DLED») dicta una profundidad de chasis bastante gruesa: a setenta y cuatro mm, el 55A6G no hace todo lo preciso para colgarlo en la pared. Mas es bastante limpio y ordenado si decide ponerlo sobre sus simples patas de «boomerang», toda vez que su anaquel, mesa o bien cualquier otra cosa que tenga sea suficientemente ancha; estas patas están suficientemente separadas entre sí. .

La calidad de construcción es de forma perfecta admisible, y si bien no hay nada suntuoso en la sensación de los plásticos de los que está hecho primordialmente el Hisense, tampoco hay crujidos ni crujidos en el marco. Sostenga el costo al frente en su psique y no hay mucho de qué desilusionarse acá.

En lo que se refiere a las especificaciones, es una historia similar: no mucho sobre de qué manera está pertrechado el Hisense A6G le afirmaría que fue desarrollado para competir con el nivel de entrada del mercado. Es compatible con los estándares HLG, HDR10 + y Dolby Visión HDR, que no es algo más costoso que puedan alardear los televisores de cincuenta y cinco pulgadas, y tiene mucha conectividad. 3 tomas HDMI, todas y cada una las que pueden manejar los aspectos ALLM y VRR de la especificación HDMI dos.1 y una que es compatible con eARC, están conectadas por dos entradas USB (una treinta, una dos.0), una ranura para tarjeta IC, una toma Ethernet , Antena de RF para sintonizadores digitales y analógicos y una entrada de vídeo compuesto para su equipo tradicional. Wi-Fi acepta la funcionalidad inalámbrica y hay salidas digitales analógicas y ópticas de tres con cinco mm.

El desempeño general está gestionado por un procesador de 4 núcleos, que Hisense está lejos de cumplir. Es suficientemente veloz para conseguir un retraso de entrada de menos de veinte ms en el modo perfecto ‘juego’, y maneja una oferta de TV inteligente bastante completa, con lo que semeja ser suficientemente potente en términos operativos cuando menos.

Hisense A6G en una sala de estar.

(Crédito de la imagen: Hisense)

Smart TV (VIDAA o bien Android TV)

  • VIDAA U5 Smart TV en Reino Unido
  • Android TV en USA
  • Control de voz de Alexa
  • Gran control a distancia completo

Hisense está bastante cerca tratándose de sistemas operativos: con el A6G se ha ido con su sistema interno VIDAA. Y tratándose de esas cosas que no son el Tizen de Samsung o bien el webOS de LG, VIDAA U5 es bastante aceptable. Se puede personalizar, lo que siempre y en toda circunstancia es bueno, y el soporte de la aplicación es bastante bueno (en tanto que Netflix y Amazon Prime Vídeo estén libres, en contraste a Apple TV y Disney +).

En los EE. UU., No obstante, hallará que el A6G viene pertrechado con Android TV. Android TV, singularmente en televisores de nivel de entrada como este, puede ser un tanto más lento que ciertos de sus análogos de alta gama, mas cuando menos Android TV está bien pertrechado con aplicaciones. Acá hallará todos y cada uno de los conceptos básicos, y la plataforma inteligente va a hacer todo lo que es posible para aconsejar programas y películas que le agraden en función de su historial de visualización precedente.

El control de voz de Amazon Alexa está integrado (se puede acceder a él por medio de la aplicación Remote NOW), o bien está el control a distancia. Es grande y completo, con algo que se aproxima a un sinnúmero de botones de acceso directo, con lo que si no puede aguardar un segundo más para acceder a Netflix, Amazon Prime Vídeo, YouTube, Freeview Play o bien, uh, Rakuten TV, lo tiene cubierto. .

Hisense A6G en una sala de estar.

(Crédito de la imagen: Hisense)

Calidad de la imagen

  • Imágenes 4K detalladas
  • Fuerte administración de movimientos
  • Escala y contraste deficientes

Entre las entradas HDMI y la interfaz de TV inteligente, es muy simple integrar contenido 4K nativo. Y merced a los menús de configuración que por suerte son breves o bien frustrantemente limitados (conforme su perspectiva), no va a pasar un buen tiempo antes que consiga el mejor equilibrio de imagen libre.

Con una transmisión 4K Dolby Visión derivada de Netflix de Enola Holmes en funcionamiento, hay una serie de ventajas obvias en la manera en que Hisense hace su trabajo. Los niveles de detalle, por poner un ejemplo, son respetablemente altos, y esto es cierto aun para los detalles más finos de la textura o bien el tono de la piel. Hay una vista anterior realmente agradable de los tonos más oscuros, sin la distribución bastante artificial a la que ciertas pantallas pueden ceder cuando procuran quitar las menudencias en escenas con poca luz.

La administración del movimiento asimismo es más que admisible. El movimiento más complejo en pantalla puede traicionar por un instante la cantidad de trabajo que hace el A6G, mas a lo largo de la enorme mayoría de las veces, sencillamente toma el movimiento con solidez y lo describe fielmente. La estabilidad y autoridad de Hisense lo pone muy por delante de una serie de opciones alternativas de «nivel de entrada» de múltiples fabricantes contrincantes.

Asimismo se consigue en lo relativo a la lealtad del color, si bien no es capaz de ofrecer las alteraciones más pequeñas en tono y sombra que pueden aguantar ciertos televisores considerablemente más costosos. El equilibrio acá entre «natural» y «vivo» está bien conseguido, e inclusive con contenido que se fundamenta en una paleta de colores sobrecargada (cualquier cosa de la franquicia «Marvel», por poner un ejemplo), los colores prosiguen siendo buenos, al lado de «sujetar».

Hay una nitidez en el metraje que sirve el Hisense, no obstante, una bidimensionalidad abierta donde muchas opciones alternativas de bajo costo pueden producir una profundidad de campo medio aceptable. Y si bien somos un tanto puntillosos, es seguro decir que el 55A6G no es capaz de ofrecer un negro real; en cambio, lo mejor que puede reunir es una pluralidad de gris exageradamente profundo. Conjuntado con la carencia de brillo absoluto de la pantalla, esto quiere decir que los contrastes son reservados y hay una falta terminante de «pop» cuando los tonos blancos dominan la pantalla.

Como parte superior de la línea, el Hisense es razonablemente especialista en contenido de 1080p y mientras que está en el mar con algo menos rico en información. Tomar una imagen Full HD y ajustarla a la pantalla no tiene demasiado impacto en los niveles de detalle o bien la lealtad del color, y el movimiento asimismo continúa estupendamente suave y estable. Mas los bordes pueden volverse un tanto entrecortados y la profundidad de campo que es tan esencial con los elementos 4K desaparece por completo. Mas tomar información de DVD, por poner un ejemplo, o bien (en el peor caso) programas de T.V. diurnos le da al A6G lo que alguna vez se llamó «los vapores». Los niveles de detalle caen por un precipicio, para ser sustituidos por vaguedad y estruendos. Pocos televisores son capaces de reproducir imágenes tanto suaves como atrevidas, mas el Hisense 55A6G es uno de ellos.

Rendimiento de audio

  • 16 vatios de potencia estéreo
  • Su apático
  • Requiere una barra de sonido

Existen muchos televisores, a todo género de costos, que nos hacen plantear que adquieras una barra de sonido. El Hisense A6G es un televisión que nos hace chillar «COMPRAR UNA BARRA DE SONIDO» a todo pulmón. Está pertrechado con un sistema de audio de 2 altífonos de rango completo que marchan con un total de dieciseis vatios, y si bien Hisense pudo haberlo transformado en «suave y también inofensivo», realmente acabó siendo «suave y sin implicaciones».

El diálogo es diferente, para ser justos, y el extremo superior del rango de frecuencia no es tan excitante como podría haber sido. Mas las frecuencias bajas están esencialmente ausentes, y en otra cosa que no sean niveles de volumen muy modestos, el Hisense semeja asmático. No debe gastar mucho dinero en una barra de sonido que va a limpiar el piso con el sistema de audio montado en el A6G.

¿Deberías adquirir el …

Share This