El informe de trabajos de ADP del miércoles para enero no cumplió con las esperanzas por una milla, mostrando una pérdida de trescientos mil trabajos frente a las esperanzas de una ganancia de doscientos.

  • ADP culpó a la variación de coronavirus Omicron por el primer número negativo de trabajos desde diciembre de dos mil veinte. La pérdida de trescientos uno con cero trabajos en el mes de enero es un cambio particularmente masivo con respecto a la ganancia de setecientos setenta y seis con cero en el último mes del año de dos mil veintiuno.
  • Las industrias del ocio y la hospitalidad representaron más de la mitad de las pérdidas de empleo de enero, registrando una minoración de ciento cincuenta y cuatro mil.
  • Sin embargo, los costes de las acciones, los bonos y las criptomonedas no están reaccionando verdaderamente, quizás pues la Casa Blanca de Biden había preparado los mercados esta semana para ciertas cifras feas de empleo.
  • Sin embargo, un informe deficiente ocasionado por un incremento en los casos de COVID-diecinueve no debería hacer que la Reserva Federal recule en su plan de iniciar a subir las tasas de interés en el tercer mes del año. Las acciones de S&P quinientos y Nasdaq se sostienen modestamente en verde. El desempeño de los bonos del Tesoro a diez años ha bajado un punto básico hasta el uno con setenta y nueve%. Bitcoin bajó tenuemente, ahora un dos% a €37,700, con Ether un tres% a €2,680.
  • El informe de ADP es un precalentamiento para el informe del gobierno del viernes sobre las nóminas de enero. Por el momento, los economistas prosiguen aguardando una ganancia de ciento cincuenta puestos, tenuemente bajo el avance de diciembre de ciento noventa y nueve mil, y con una cota de desempleo estable en tres,9%. A lo largo de todo dos mil veintiuno, U.S.A. añadió seis con cuatro millones de puestos, el mejor año registrado, puesto que la economía se recobró del cierre por la pandemia de dos mil veinte.
Share This