Al estar a cargo de una empresa, especialmente una empresa grande, debes de estar al pendiente de muchos factores. Muchas veces esto es algo que se le puede complicar al jefe, ya que es un trabajo duro. Es precisamente por ello que puede necesitar de la ayuda de un personal extra.

Manejar una empresa no es tarea sencilla para una persona. Por ello, si tú te encuentras a cargo de una empresa pequeña o grande, puedes necesitar de un ERP. Por ende, si estás interesado en conocer más al respecto, en el texto de hoy te daremos toda la información que necesitas.

¿Qué es un ERP?

Las siglas ERP vienen del inglés Enterprise Resource Planning que, en su traducción al español, sería Sistema de Planificación de Recursos Empresariales. Por lo tanto, se trata de un término que engloba a todos aquellos programas, softwares o sistemas ideados para que las empresas planifiquen y administren mejor sus recursos empresariales.

Con la ayuda de este tipo de sistema, las empresas podrán automatizar todo el manejo de recursos. Haciendo no solo más simple el trabajo, sino más eficiente y mucho más rápido de realizar. Ya que se encarga de manejar las operaciones internas de toda empresa que lo utilice.

¿Para qué sirve el ERP?

Cuando una empresa invierte en un ERP, sin duda está realizando una excelente inversión. Ya que, al trabajar con ella, podrá mejorar su producción, aumentar sus ventas, gestionar mejor sus recursos, etc. Es gracias a esto que muchas de las empresas que invierten en un ERP terminan generando muchas más ganancias monetarias.

Por ende, el funcionamiento de este tipo de sistemas es altamente factible, productivo y, por supuesto, ventajoso. Así que bien sea que apenas estés iniciando o ya estés creciendo con tu empresa, puedes llegar a necesitar de un ERP en cualquier momento.

Ventajas de contar con un ERP

El uso de un ERP te permitirá gozar de una gran variedad de ventajas notables dignas de resaltar. Es imposible no pensar en este tipo de sistema tan tecnológico y eficiente y desconocer sus ventajas.

Por ello, para hablarte completamente de todo lo que debes saber sobre el ERP, procederemos a hablarte sobre sus ventajas. Así que presta mucha atención porque estos son los beneficios que obtendrás al invertir en un ERP para tu empresa.

Automatización de los procesos

Sin lugar a dudas, el principal beneficio de trabajar de la mano de un ERP es que podrás automatizar los procesos de tu empresa del mejor modo posible. Logrando así que todo sea mucho más fácil para manejar los diversos procedimientos internos de tu empresa. Todo esto de manera organizada, efectiva y con un control a tiempo real.

Ahorro de tiempo

Otra de las claras ventajas de trabajar con un ERP es que gracias a la automatización del trabajo podrás ahorrar muchísimo el tiempo. Tanto tu tiempo como jefe, como el tiempo laboral de tus empleados dentro de la empresa. Por lo que sin duda es una ventaja que debes de aprovechar.

Integración de datos

Al trabajar con un ERP para tu empresa podrás contar con la posibilidad de integrar todas las bases de datos de tu compañía en un mismo lugar. Obteniendo la posibilidad de manejarlas todas al mismo tiempo sin perder el hilo del asunto. Así, quien esté al mando de la ERP podrá observar y analizar toda la información pertinente al mismo tiempo.

Seguridad de los datos

Por otro lado, gracias a este tipo de sistema no tendrás que preocuparte por la seguridad de tus datos, ya que es algo que está más que cubierto. Todos ellos se mantendrán almacenados de manera segura en todo momento.

Podrás tomar más sabiamente las decisiones

Al contar con un análisis y control tan detallado de los procesos de tu empresa, podrás tomar mejores decisiones laborales como jefe. Ya que podrás tomar elecciones basadas en los datos comprobables que el sistema te está ofreciendo. Por lo que estarás tomando decisiones que serán mucho más responsables.

¿Cuánto cuesta un ERP?

Debes de saber que los precios de un ERP pueden variar según diversos factores. Este tipo de sistemas cuentan con especificaciones muy propias de cada uno de ellos. Es posible que las opciones de uno de los ERP no te aparezca entre las de otro ERP. Además, los factores de personalización también juegan un papel importantísimo.

Es por este motivo que al pensar en cuánto cuesta un ERP, podemos evaluar simplemente costos aproximados. Ya que, al final del día, el costo dependerá de ti, de tu empresa y de lo que necesitas para ella.

La media más básica a tener en cuenta como aproximación va de los 15.000$ a los 100.000$. Esto, por supuesto, para empresas que tengan más de 75 empleados y cuya media de ganancias sea de al menos 80 millones de dólares.

Claro está, si tu empresa es más pequeña que este estimado, el costo va a ser menor. Mientras que, si es mayor, el costo también aumentará. Así que todo es cuestión de que realices las indagaciones pertinentes antes de realizar la inversión.

Share This
A %d blogueros les gusta esto: